jueves, 26 de agosto de 2010

Que volver es irnos de nuevo; que estar también es no pertenecer. Que quedarme no significa presencia y ausencia no implica olvidarte. Que todo muchas veces es poco y otras tantas, quizás, nada. Que besarte no es suficiente para encubrir este anhelo; que el deseo ni siquiera es carnal. Que el olvido es imposible, pero el recuerdo ya no basta. Contradicciones (una tras una) llenan este espacio que te borra y te escribe, que te quiere y te odia, que te espera, que ya no entiende de razones ni jerarquías, que da igual, que no es y no será, que no aguanta, que te extraña, que explota y estalla y apenas se da cuenta. Simulación. Di-simulación.

2 comentarios:

Ani dijo...

Es genial el texto! Saludos

KUNA dijo...

LIKE THISSSSSSSSS